Última actualización:

Última Actualización: Sábado, 19 de Marzo de 2011 - Recomiendo: Hacauitz - Nuevo: Permíteme hoy.../...Fémina... (Ask the Mountains)
" ...Y tocándola, El muchacho elevó en el aire la rosa. Es fama -dijo- que puedes quemar una rosa y hacerla resurgir de la ceniza, por obra de tu arte. " La Rosa de Paracelso, Jorge Luis Borges
Una imagen, un color, una expresión, solo devela el céfiro de mis emociones; el motivo es simplemente el reflejo de tu iniquidad o benedícite.

Viembenidoz...

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------

La Danza de la Rosa...

Una rosa dorada ha nacido en mi jardín. Pero no te olvido mi Rosa Negra.

sábado, 19 de febrero de 2011

Hoy, no te quiero bella...

10 - comentarios
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Pasaba la noche, algo fría, tal vez porque por circunstancias, ella estaba en lejanía. Disfrutaba los sedosos y humedecidos besos que acariciaban mis recuerdos, y no pude quedarme solo. Busqué compañía, y no tardaron en llegar Rick, luego Charlie y un poco más tarde Mario.

Tome un Sauvignon tinto, tequeños, serrano y Manchego; muy del hombre solitario en sábado nocturno, y pensando en su amor lejano. Mario me sonreía, como si le recordase al nuevo rico que regresa con cartera llena a su frecuente bar de citas. Charlie lo acompañaba, otra risa que recordaba a mi bohemía soltera, diciéndome con su dedo apuntador "definitivamente, tú eres yo". Y Rick... bueno, Rick servía los tragos.

Butaca cómoda, el cable encendido y directo a los clásicos. Comencé con Casablanca, deleite en el ambiente, pero al rato la murria de Rick por Ilsa, era demasíado mordáz para el momento. Tome el remoto y busque la Warner. Quise dejar que Charlie (Two and a Half Men), contara sus anécdotas de solterón precario, para reirnos un rato; pero casi en clandestino, encontré el capítulo donde Chelsea lo deja por, el querido por todos, Brad; para irse a México con él. Y aunque al final regresa arrepentida la chica, luego de intentarlo mucho y sin éxito con su cuasi perfecto que le daba aparente paz, el despecho de Charlie durante la velada no podía siquiera ser roto por las torpezas e imprudencias de su mantenido hermano. Parecía que el único que buscaba parranda esa noche era yo.

Finalmente, y como rescatista busqué a Mario, al menos él sabe bien hacerme recordar las delicias en curvas, susurros y besos que me hace sentir el aroma de una mujer, licor agudo y sueños inadaptados en complemento; En el CDfolder tenía cinco CD's titulados Benedetti y en tinta roja por cierto, pero justo en mi videoplayer, sin saberlo coloqué su lado oscuro del corazón. -¿porqué te enamoras de una puta?- dijo, -¡porque tu sabes volar!- contestó, y la chica salió corriendo. 

¿Y qué?

Yo alguna vez me enamoré de una cobarde, y valiente o temerosa, a la larga todas huyen, por el simple hecho de ser mujer.

¡Basta!, me dije. Sea consciente o no, el universo me decía algo, y como siempre preferí responderle a Dios en prosa.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------



Hoy no te quiero bella,
prefiero buscarte donde los demás esconden la mirada,
donde las estepas del tiempo le dan igual si se arrugan en ti,
donde solo tus ganas te hacen hermosa.

Cada noche, salgo y te busco bonita,
en cada antro, en cada valle de alcohol.
Y siempre te encuentro.

Más, hoy no te quiero bella,
no deseo encontrarla en ti.
Encontrarla sin tenerla,
y aún sin tenerla, tenerla.

En banal caudillo me trasformo,
y duele.
Pues al mirarte la encuentro a ella.

Allí se muestran, esperando en su vino.
Otra noche, otro vientre...
Preterir soslayo es impeler el juego.
Un instante más, y gano...

Entreveros en masoca,
más hoy al resultado renuncio,
pues en distinto me hallo, no buscándote bella.

Decoradas en prosa se desnudan en miradas.
¿Otra copa? preciosa.
Rincón de brebajes que se vuelven sexo;
Ya está, solo es cuestión de lenguas.

No hace falta amaño,
fácil rito en tradición,
se hace a la presa.

Cual amada costumbre, en carnes grito,
fluvia lujuria,
desdén de pecados,
pasión unócua entre lamentos silentes.

Más hoy no te quiero bella, 
luego en penumbra de otroras risas,
quiero castigarme sin ella.

Muchas carnes se gozan en mi perfidia.
Sábanas usadas se desdeñan entre lágrimas secas,
y en todas aparece,
recordándo su ausencia.

Punzón etéreo del divino veneno que de ella fluye.
Una sola palabra y silencio de miradas,
no basta...

En lejanía planeada se adhiere a su quietud
esa que agrada llamar amor,
cerrando sus ojos otra carne la penetra,
y aún así le voltea su rostro.

Alegría de otros,
a quienes lo entrega todo (eso les dice),
para no sentir acuso.

Vacilante se sostiene,
Más al retroceso se niega,
y cual pétalos caídos,
infructuosa, ansía omitirme.

¡Ah!, insípido orgullo que detona mentiras.
Tenerme cerca es esquiva tentación,
Porque teme lo inevitable.

Estupor de sombras,
que en bella, aparece y me latiga.
Y quien ahora la toca,
maldito en gozo, me la invoca.

Mas hoy,
quiero olvidar que la recuerdo,
porque, no te quiero bella. 

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
No puedes negarlo mi Dios, a pesar de mí, te agrado y me amas, porque esa noche, cuando pensé que el Rouge que desde otrora guardaba, para un parrillar casero con mi princesa, y sería mi próximo refrigerio solitario, sonó el celular y al otro lado mi socio se autoinvitaba a venir con su preciosa sobrina andaluza, que había llegado hacía días a la ciudad y anhelaba conocer mi casa nueva.

¿Y qué puedo decir?,  ¡Viva España!, carajo. jeje

PD: Por ti, Mario. Donde quiera que sigas pintando sueños con tu poesía, estaré yo, embarrachándome en brindis de tu licor barato. Te extraño viejo.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


domingo, 13 de febrero de 2011

Amapola en la Arena

10 - comentarios



------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Alguien querido me preguntó una vez, sobre cuanto amaba a esa persona que inspira mis escritos, y me llamó la atención, pues curiosamente,  solo en raras ocasiones mis palabras enfocan una imagen conocida. Aunque reconozco que cuando alguien me ha inspirado el escribir, toda línea tiene insertado su ADN en cada una de mis letras.

Justamente hoy, éste es el caso. Mis palabras tienen nombre, tienen imagen, tienen aroma. Sí, hoy mi poesía es para ti. Silente y bella, escondida en la distancia, devota en el recuerdo y cubierta lejana por mi tristeza, esa que desnuda mi amor.

Amor pareja Rosa Negra senos tetas sexo sensual cama erótico desnuda bella poesia poesía poema romántico romanticPara tí, mi amada eterna,
mi A y mi Z. Aleph y Zayin, en cada sílaba de amor.

Feliz día Princesa, donde quiera que estés.



Como la Rosa Negra.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


Amor Amapola pareja sexo sensual cama erótico desnuda rojo bella poesia poesía poema romántico romantic

Capullo de amapola que brotas en la arena,
¿Cuál maravilla te deduce?, que envanecida de brillo 
dejas salpicar tu aroma entre sal e infinito,
Reposo desafiante que culmina el alba con tu huella,
e insectos en la distancia desvanecen, 
sin percibir tu quedo.

Capullo de amapola que brotas en la arena,
Medito tu porqué, 
y respuestas se alejan entre voces cabizbajas,
¿cuál maravilla te contempla?, 
que solo las olas buscan tus caricias sin alcanzarte.
y celosas envidian mi camino que se te acerca.

Te miro,
y asombro soy,
¿Cómo pudiste brotar aquí?,

Quiero tocarte y temor me hago,
He dañado tanto, 
que solo mirarte ya es presagio de muerte,
y quiero, más no debo.

Más, si he matado sin recordar,
si en lodazal, he consumido a damas que me amaron,
¿porqué no dejar a fortuna ser juez?

Quiero tocarte, y lo hago,
...¡no estás clavada en la arena!,
no tienes tallo que se ciñe en fuerza,
solo has volado hasta mis previos,
enterrándote en el azar,
y esperanzado te imaginé germinada.

Capullo de amapola que te posaste en la arena,
viniste a mí,
para solo morir conmigo
. 

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Hoy quiero además brindar por una dulce dama que bellamente me regaló sus rincones para que mi poesía la acompañase, dándome hoy igualmente su preciosa amistad. Con mi amor y mi cariño para ti, Elwimg.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

------------------------------------------------------------------------------------------------------------


------------------------------------------------------------------------------------------------------------